El alcalde, José Ignacio Landaluce, ha mostrado el pesar, tanto en nombre propio como de la Corporación municipal, por el fallecimiento de Cristóbal Araujo Ibáñez, operario de la empresa Recolte, concesionaria del servicio de mantenimiento de Parques y Jardines de la ciudad.

El jardinero ha fallecido esta mañana, por causas naturales, cuando se encontraba realizando tareas propias de su trabajo en la calle Alférez García del Valle, y aunque fue atendido de forma inmediata tanto por agentes de la Policía Local como por personal del servicio de Emergencias Sanitarias 061, nada se pudo hacer por salvar su vida.

El primer edil ha enviado sus condolencias tanto a la familia del finado como a sus compañeros de trabajo.

El funeral por el operario de Parques y Jardines se celebrará mañana martes, a las siete y media de la tarde, en la capilla del Tanatorio de Los Pinos, para posteriormente proceder a su cremación en el Parque Cementerio de Botafuegos a las nueve de la noche.