El alcalde, José Ignacio Landaluce, ha trasladado el pesar, tanto en nombre propio como en el de la Corporación Municipal, por el fallecimiento la pasada madrugada de una joven de 20 años en el barrio de El Rinconcillo, suceso que está siendo investigado por el Cuerpo Nacional de Policía, que ya ha detenido al presunto autor de los hechos.

El primer edil ha sido tajante al rechazar en nombre de la ciudadanía “cualquier acción  que conlleve violencia, como por desgracia ha ocurrido en este caso, que se ha saldado con la muerte de una persona. Confiamos en la labor de los investigadores y en la acción de la Justicia, pero ahora, lo único que podemos hacer es estar al lado de sus familiares y amigos, dándoles todo el apoyo posible”.