La Asociación de Trabajadores Penitenciarios «tu abandono me puede matar» (TAMPM) ha denunciado la última agresión sufrida por los trabajadores penitenciarios y que demuestra la situación de conflictividad debido a la carencia de 3400 efectivos en las instalaciones del Centro de Botafuegos de Algeciras.

Este miércoles se han producido varios incidentes. El primero con una pelea en el módulo 8 que se ha saldado con dos internos aislados, acto seguido, otra pelea en el módulo 5 donde los funcionarios lograron atajarla teniendo que ser aislados otros dos internos y el más grave tuvo lugar en el patio del módulo 6 cuando un interno con una conducta sospechosa que requirió la presencia de los trabajadores para recluirlo de dicha zona, provocó la avalancha del resto de reclusos contra este individuo mientras otro amenazó de muerte al funcionario al grito de: «Te voy a matar», a la vez que empuñaba un punzón y gritaba a una funcionaria que se quitase de en medio.

Ante estos hechos se personaron más trabajadores en auxilio del compañero mientras se producía un conato de motín que se saldó con tres internos trasladados al módulo de aislamiento sin tener que lamentar ningún trabajador herido.

Desde la asociación señalan que «es imposible trabajar con un 15% menos de trabajadores, sin medios materiales y en la soledad de un patio rodeado de 100 delincuentes para los que nada valen nuestras vidas».