‘Escolarizaciones Racistas’

Artículo de opinión realizado por Rafael Fenoy

Rafael Fenoy / Foto: AAM

Los centros educativos son los grandes templos de la cohesión social. Una sociedad que desee sostener su cultura, y sus valores, afirmarse como sociedad libre, con capacidad de generar los medios y recursos para permitir la vida digna de las personas que la componen, tiene que considerar a sus establecimientos educativos como tales. Grandes templos donde a diario se oficia y celebra el acceso a la cultura, a la educación, a la urbanidad. Donde las nuevas generaciones se preparan para relevar a las que las preceden. Para ello se tiene que garantizar el acceso sin trabas a toda la infancia sin discriminaciones. Porque excluir del derecho a la educación a niños y niñas, desde la más tierna infancia, es miserable. De esta forma siembran la semilla del maligno fruto en las mentes infantiles, desde casi su nacimiento, envenenándolas con la máxima antisocial de “Tanto tienes tanto vales”. Precisamente en el Día Internacional del Migrante, que se celebra cada 18 de diciembre, 40 organizaciones ciudadanas en Andalucía han denunciado que “la Junta de Andalucía excluye del sistema educativo a los niños y niñas de 0 a 3 años con madres y padres en situación irregular, al excluirlos de la bonificación” Conclusión a la que llega el Informe ‘Familias Invisibles: La Administración nos da la espalda. Barreras en el acceso al primer ciclo de escuelas infantiles. Análisis y demandas’.

El que esas familias en situación irregular no puedan aportar una documentación imposible de obtener, precisamente porque el gobierno no los regulariza, es la causa de que ese mismo gobierno los excluya. Para mayor indignación las ayudas no son para todas las familias que las necesitan. Los políticos a ojo de “mal cubero” fijan cantidades presupuestarias para ese fin sin hacer balance de las reales necesidades, con lo cual siempre se quedan cortos y por eso establecen los baremos para repartir lo que ellos han creído conveniente una vez asegurados los gastos no esenciales que les ha interesado ajustar. -Haga Vd. su presupuesto sin contar con lo que en su casa se precisa necesariamente, fije gastos para ferias, festejos, compras no esenciales y verá las dificultades para poder vivir. Un dislate.  Eso es lo que se hace con el presupuesto todos los gobiernos. Primero que contemplen las necesidades esenciales del pueblo y verán que no queda para muchas partidas suntuarias de los presupuestos: pago a politicos, casa real, reducciones fiscales a grandes holding y multinacionales…

Cabe preguntarse ¿Cómo van a tener culpa las niñas y niños de la “situación irregular” de sus padres? Porque son sus madres y padres. Son naturales de verdad, es la naturaleza la que se los ha dado. Por ello esas niñas y niños entre 0 y 3 años son castigados, excluidos de derechos que se reconoce a todos los demás niños y niñas. Aparte de que los seres humanos nunca pueden ser calificados de “irregulares” y por tanto todas las personas mantienen todos sus derechos, el que la ley se aplique a las pequeñas e inocentes criaturas produce espanto.

La real igualdad de los seres humanos, después de siglos, no acaba de asumirla la ideología neoliberal, neocolonial, porque sigue creando graves desigualdades a fuerza de aplicar el “racismo económico”. Como los avances genéticos han probado que las razas puras ya no existen y hasta las más nobles sagas familiares atesoran una mezcla infinita de genes de lo más variopinto, imponen el racismo económico. Excluir hoy a esos infantes de algo tan elemental como es una ayuda que garantiza el derecho a la educación de los pequeños, es una muestra de ese nuevo racismo atávico que sufre el género humano.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on print
Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on print

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

1 × cinco =

Ir arriba