Padres de La Bajadilla, protestas que se arregle el colegio de Algeciras

El grupo responsabiliza al Ayuntamiento del mal estado interior y exterior del centro

El portavoz del grupo se dirige al alcalde tras la marcha / Foto: AAM

Un grupo de padres y madres del colegio Campo de Gibraltar de La Bajadilla ha realizado esta mañana una marcha desde la barriada algecireña hasta el centro documental José Luis Cano, donde se celebraba el primer pleno presencial de la Corporación, para exigir la reparación urgente de los graves desperfectos que sufren los edificios que  albergan el centro educativo.

El grupo ha sido atendido al final de la marcha por el alcalde de Algeciras, José Ignacio Landaluce; y la concejal de Educación, Laura Ruiz, quienes han dicho que el Ayuntamiento ha hecho mucho por el colegio pese a su mal estado ante los reproches de los padres sobre la falta de soluciones, reproches que han continuado con el anuncio de la comunidad escolar de que las protestas continuarán mientras no vean las máquinas trabajando. “Hace diez años que  nos dijeron que se repararía el muro de uno de los patios del colegio y no se ha hecho nada”, señala el comunicado de los padres, que consideran este hecho un desprecio hacia los alumnos y sus padres.

“Recordamos aquí todo lo que necesita el colegio para que todos los niños y niñas de La Bajadilla el derecho a una educación pública de calidad y en unas instalaciones dignas y seguras.

– Que se arregle de forma urgente el muro que separa el colegio de la urbanización vecina para que el antiguo patio de los niños, que lleva cerrado desde hace casi diez años, vuelva a ser utilizado por los escolares, que en algunos casos son nuestros hijos/as o nietos/as.

-Que el patio cerrado esté abierto y perfectamente disponible para el comienzo del curso próximo, es decir, para septiembre, u octubre como mucho. Las autoridades sanitarias de este país no paran de decir que para evitar un posible rebrote de la pandemia del Covid-19 todas las medidas de prevención son bienvenidas. Pensamos que una de esas medidas debe ser aumentar el espacio disponible por los alumnos y alumnas en el colegio. No es lo mismo tener a 300 alumnos en un patio que tener a 150.

-Que se reparen de manera urgente las gradas del campo de deportes pues actualmente son una amenaza para la seguridad de las personas. Una de las huellas, es decir, el lugar donde reposan sus pies los niños/as cuando se sientan en ellas, tiene desde hace meses un tramo hundido y ahora es un boquete de más de un metro de ancho por el que se puede precipitar cualquier persona. La propia Inspección de Trabajo ha señalado que las gradas son un peligro para los alumnos y maestros.

-Que se hagan de manera inmediata otras obras en instalaciones que llevan años en mal estado:

-El suelo de la entrada a los aularios más antiguos del colegio, la que discurre entre el salón de actos y la casa del guarda.

-El patio de Infantil, que tiene el suelo levantado por muchos sitios, desnivelado en otros y agujeros por todas partes.

-El porche de entrada a las aulas de Infantil.

-Los baños, las paredes de las aulas y las rejas de las ventanas de Infantil.

Ya está bien de marginar a La Bajadilla. Hasta que veamos que empiecen las obras vamos a seguir protestando y realizando todas las acciones que consideremos oportuno”, finaliza.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on print
Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on print

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

20 − dieciocho =

Ir arriba