La organización ecologista AGADEN-EA lleva años denunciando la situación preocupante de vertido de residuos (sobretodo plásticos) como consecuencia del mercadillo que se instala en ciudades como Cádiz y ahora le toca a Algeciras.

El colectivo está realizando un repaso por las localidades gaditanas y propone medidas para acabar con el vertido masivo de plásticos a la bahía de Algeciras a consecuencia de la ubicación del mercadillo en el Llano Amarillo. Todos los años se instala en dicho lugar durante el tiempo que precede y dura la feria de Algeciras. Dicho mercadillo genera una enorme cantidad de residuos, en su mayor parte plástico siendo el control de dichos residuos nulo pues la mayoría de ellos son arrojados directamente al suelo hasta que son recogidos por el servicio de limpieza, quedando en muchos casos a merced de los vientos dominantes. Las jornadas con viento de poniente hace que ciento de bolsas y plásticos varios acaben en las aguas del muelle pesquero siendo algunas recogida por el barco de limpieza y una gran cantidad se pierden hundidas.

Dada la falta de renovación de sus aguas, el constante vertido de fecales de la ciudad en la zona del antiguo estadio del Mirador, unido a combustibles que vierten los barcos y el aporte de residuos, han hecho que donde hasta hace relativamente poco tiempo era una zona costera limpia y apta para el baño se convierta en una cloaca.

Agaden EA está llevando a cabo una labor de denuncia de esta situación, tal como ha iniciado en la capital, Cádiz, donde ya ha presentado a la Delegación de Medio Ambiente del Ayuntamiento una serie de peticiones a poner en marcha para prevenir esta situación. Entre las medidas que la organización ecologista aporta abarca desde la prohibición de las bolsas de plásticos para las ventas hasta la colocación de un contenedor de pequeño porte de papel y otro de plástico por puesto, debiendo ser responsable cada vendedor de los residuos producidos y llevando a sanción en caso de que esto no se cumpla, tal y como queda recogido en la Ordenanza Municipal de Limpieza y Recogida de Residuos Urbanos de la ciudad.

Los ecologistas ven necesario mayor control y vigilancia por parte de la policía local, así como mayor presencia de barrenderos durante las horas que duran los mercadillos, todo ello apoyado con

la instalación de pantallas como delimitación de las zonas para evitar el despliegue de residuos por las zonas anexas a dichas instalaciones.

AGADEN-EA no descarta el realizar peticiones de estas características en otros Ayuntamientos de la provincia donde se desarrolla la misma actividad y en donde se sucede la misma problemática. Actualmente vemos ccómo en los medios de comunicación y en redes sociales aparecen cientos de noticias sobre el colapso que están sufriendo los océanos debido a la gran cantidad de basura que se encuentran en ellos, es de todos el poner solución a algo que ya nos estáá pasando factura.