España ha batido su propio récord de incautación de droga en 2017, al haber sido intervenidas 477 toneladas de sustancias estupefacientes, un 80% de las cuales se localizaron en Andalucía, según los datos recopilados en la Memoria Anual de la Fiscalía General del Estado que se han hecho públicos con ocasión de la apertura del Año Judicial.

El informe detalla que sólo la suma de la cocaína, la heroína, el hachís y la marihuana incautados supera ya más de 400.000 kilogramos de droga, cifra por encima de los 372.901 kilogramos de estupefacientes aprehendidos un año antes.

Desde el punto de vista geográfico, el informe destaca la provincia de Cádiz y Algeciras en concreto, donde se incautó el 48,34% del volumen de droga intervenida.

La Fiscalía asegura que, a lo largo del año pasado se incoaron 16.436 procedimientos por tráfico de drogas, la cifra más baja de los últimos cinco años, tras una nueva reducción del 2,2%, lo que lleva al Ministerio público a señalar que la lucha contra este fenómeno “se ha reconducido hacia objetivos más estratégicos mediante la persecución de la criminalidad organizada” lo que pone en valor, la cifra de droga incautada, como una señal de ir “en la buena dirección”.