ARCGISA apunta a la posible aparición de coloración en el agua ante la sequía

Estos episodios no representan riesgo alguno para la salud
Situación en Charco Redondo. / FOTO: Agaden

Ante la ausencia de precipitaciones y como consecuencia del actual nivel de los embalses de Guadarranque y Charco Redondo, la empresa pública ARCGISA informa a la población que, tal y como ha ocurrido en anteriores ocasiones, pueden aparecer episodios puntuales de coloración en el agua potable, que serán más frecuente en el tiempo en el caso de persistir la actual situación de sequía.

La ausencia de precipitaciones, junto a las elevadas temperaturas que hemos padecido, han determinado que los citados embalses se encuentren en bajos niveles, 26,69% en el caso de Charco Redondo y 38,77% en el caso de Guarranque. Dichos niveles determinan que las ETAP “Cañuelo” y “Arenillas”, gestionadas por ARCGISA, comiencen a recibir agua de las tomas inferiores de los pantanos. Captar el agua a través de dichas tomas hace que el agua bruta de entrada en dichas ETAP’s presente niveles de hierro y manganeso muy superiores a las concentraciones habituales, circunstancia que genera la coloración del agua una vez tratada. No obstante, la presencia de dicha coloración no supone riesgo para la salud al estar dentro de los límites legalmente permitidos por la norma sanitaria para su consumo y uso.

Ante esta situación, ARCGISA quiere agradecer la comprensión de los usuarios del servicio y, muy especialmente, traslada su agradecimiento a los ciudadanos de Jimena, primera localidad que se ve afectada por estos nuevos episodios de coloración. La razón de ello es que dicho municipio se abastece únicamente desde el embalse de Guadarranque.

Para solventar dicha incidencia en el abastecimiento, la empresa pública viene trabajando, de forma persistente, para reducir técnicamente la presencia de ambos elementos químicos en el agua, llevando sus concentraciones a valores inferiores, de forma que no provoquen coloración en el agua de consumo. Así mismo, ARCGISA también está trabajando, en colaboración con la Junta de Andalucía, para buscar soluciones en origen, es decir, desde los propios embalses, los cuales son gestionados por la Administración Autónoma y así abordar de origen la causa del problema.

En este contexto cabe destacar que, ante las actuales condiciones climatológicas de escasez de agua y, como consecuencia de los depósitos existentes de hierro y manganeso en la red procedentes de episodios anteriores, cualquier modificación en el flujo de agua en la red se produzca puede generar un arrastre de la película de hierro y manganesa adherida que determine la aparición de una coloración no deseable en el agua suministrada. Dicha situación afecta tanto a la red de abastecimiento como a los diferentes aljibes empleados por la población, que han de limpiarse regularmente.

Finalmente, ARCGISA quiere trasladar un mensaje de tranquilidad y confianza a la población ante la posible situación de incertidumbre que pueda generarse entre la ciudadanía y, muy especialmente, a los usuarios del municipio de Jimena que se han visto afectados por algún episodio puntual, señalando que la empresa pública comarcal seguirá trabajando y actuando con todas sus capacidades técnicas para hacer frente a la dura sequía que padecemos y a sus consecuencias.

Comparte este artículo

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en telegram
Noticias con rigor
UNIVERSIDADES PÚBLICAS
publicidad