Cepsa celebra el Día Mundial de la Seguridad

Los parques energéticos mantienen la seguridad como su objetivo número uno

El Día Mundial de la Seguridad, una iniciativa de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), con el lema “Actuemos juntos para construir una cultura de seguridad y salud positiva”, es una fecha marcada en el calendario de Cepsa año tras año. La seguridad en todas las instalaciones de Cepsa es un valor que no se negocia. Para la compañía energética la consecución del objetivo “cero accidentes” ha sido el más importante desde su fundación hace 93 años, para lo que se ha ido adaptando de manera continua a las mejores prácticas en esta materia en el sector energético. El cambio cultural es el motor de Cepsa y sus parques energéticos en su camino hacia un sistema de seguridad interdependiente.

La interdependencia es el estado en el que los trabajadores se sienten dueños de la seguridad, tomando responsabilidades sobre ellos mismos, sobre sus compañeros y sobre todas las personas que comparten su espacio de trabajo. La asunción de riesgos es eliminada, y el encaje entre eficiencia y seguridad es real y efectivo.

Los altos niveles de concienciación y responsabilidad de sus empleados en temas de seguridad y salud han sido claves a la hora de minimizar el impacto de la pandemia en los centros de trabajo de la compañía. Una de las consecuciones más importantes para Cepsa es la de tener una plantilla entrenada para cumplir con su propia seguridad y la de los que les rodean, gracias a los más de treinta mil horas de formación al año que la compañía dedica en cada uno de sus parques energéticos.

Los estándares de Cepsa siempre han estado a la vanguardia en la prevención de riesgos. Basta con entrar en cualquiera de sus instalaciones productivas para notar que todo lo que se hace en ellas está impregnado de una especial atención a la seguridad de las personas. “Seguridad primero, calidad siempre” es un mantra entre sus trabajadores. “Nuestros trabajadores no aceptan bajos estándares en los procedimientos de trabajo, y son los primeros que alimentan nuestro sistema de mejora de esos procedimientos operativos”, señalan Jorge Acitores y Jose Antonio Agüera, directores de los Parques Energéticos de San Roque y La Rábida. En Cepsa consideran el cambio como algo continuo. Es imposible mantenerse a la cabeza en cualquier tema si no se innova y se adoptan las mejores prácticas, y en seguridad ser líderes es una obsesión para la empresa.

Cepsa ha puesto en marcha el programa de cultura de la Seguridad de DSS DUPONT en los parques energéticos. El objetivo de este es alcanzar una cultura de seguridad excelente y uniforme, desarrollando un proyecto de forma transversal en todas las instalaciones a lo largo de los próximos años.

Entrenamiento, formación, un marco normativo exigente y, sobre todo, el compromiso y la creencia de las personas que forman Cepsa son las herramientas que usa la compañía para alcanzar el objetivo de cero accidentes. Las acciones de prevención son continuas, y las situaciones que aun sin derivar en un incidente se detectan como inseguras se estudian con la profundidad que se le daría a si hubiese generado un accidente. El aprendizaje en seguridad ocupa las 24 horas diarias y abarca a todos los niveles.

Comparte este artículo

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en telegram

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Noticias con rigor
YO POR EL AGUA ACTÚO
publicidad