CGT pide al Ayuntamiento de Algeciras que salde su deuda con Ambae

El sindicato afirma que el Consistorio guarda silencio y permanece ajeno a la situación de la entidad

Entrega de alimento en Ambae / Foto: AAM

CGT OO. VV del Campo de Gibraltar apoya  a la Asociación de Mujeres en Búsqueda Activa de Empleo (AMBAE) que ha pedido al Ayuntamiento de Algeciras que le ingrese, lo más urgente posible, la subvención de 15.000 euros que tiene pendiente para poder seguir atendiendo a las 300 familias a las que reparte alimentos y pañales, porque están ya en las últimas según su Presidenta. La situación es de extrema gravedad debido a la crisis económica mundial, que ha afectado hondamente a España, la cual está al borde del rescate de los hombres de negro de la Troika, y que se ha acelerado por la pandemia del coronavirus y porque , consecuencia de esto, son muchos los niños y niñas que por la tarde-noche comían gracias a AMBAE y ahora no pueden hacerlo.

CGT empatiza con AMBAE y entiende tanto a su presidenta como  a sus voluntarios, pues -durante la fase 0 del Estado de Alarma y el confinamiento- este sindicato estuvo integrado en la plataforma Solidarios  Covid-19 donde se utilizaron los locales de la central sindical, situados en la calle Rafael del Muro, participando varios delegados sindicales de la Confederación General del Trabajo y comprende, por tanto, el esfuerzo, la energía y la coordinación que conlleva mover cajas de alimentos con veinte kilos de peso y poder ayudar a cientos de familias algecireñas.

Cuando la población más lo necesita, las instituciones no están ni se las espera. Si algo tiene claro este sindicato es que, por encima de todo, las familias deben ser atendidas y no hay razón válida para lo que está ocurriendo. Si las instituciones que nos gobiernan están tan burocratizadas y ajenas a los problemas de la gente, cabe preguntarse ¿para qué están? Si AMBAE es ahora la asociación que está tirando del carro, junto a otras, para dar de comer a los niños de las familias más necesitadas, el Ayuntamiento debe responder económicamente hacia un servicio o trabajo que deberían estar coordinado y haciendo las propias administraciones.

No se puede dar la espalda a las necesidades de las familias más golpeadas por esta crisis; por eso, es necesario que desde todos los ámbitos ayudemos a quienes han quedado más desprotegidas. La ciudadanía puede entender que las instituciones no funcionan y esto conlleva un peligro, pues es caldo de cultivo para que las familias más castigadas por la crisis se refugien en movimientos de la ultraderecha.

Es curioso ver el silencio con que el Ayuntamiento de Algeciras está observando toda la situación, como si fuese ajena a esta institución, que se supone que es la más cercana de todas a los problemas de la ciudadanía y que tiene el deber de conocerlos y de darles una respuesta.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on print
Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on print

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

cuatro × 1 =

Ir arriba