El curso de la Universidad de Cádiz, inaugurado en Algeciras

Eduardo González Mazo recibe la Medalla de Oro durante el acto
Foto de familia posterior al acto de apertura / Foto: AAM

La Universidad de Cádiz ha celebrado la sesión solemne de Apertura del Curso Académico 2021-2022. El rector de la UCA, Francisco Piniella, en compañía del consejero de Transformación Económica, Industria, Conocimiento y Universidades de la Junta de Andalucía, Rogelio Velasco, ha presidido la ceremonia en el salón de Actos de la Escuela Técnica Superior de Algeciras. Se ha retransmitido en directo por videostreaming.

En primer lugar, el secretario General de la UCA, Severiano Fernández, ha realizado la lectura de la memoria del anterior curso 2020/21. Entre datos, cifras e imágenes, ha destacado que la Universidad de Cádiz no se ha parado pese a las limitaciones marcadas por un año excepcional protagonizado por la pandemia Covid-19. Para ello, se creó un plan Covid-UCA con cientos de medidas, en donde se invirtió más de un millón de euros en materiales de prevención y en el refuerzo del campus virtual y la administración electrónica. Pese a las restricciones, todos sus títulos pudieron acabar académicamente el curso, no se interrumpieron las clases y el alumnado se examinó, realizándose miles pruebas de evaluación individuales a través, en muchos casos, del campus virtual. Un esfuerzo de toda la comunidad universitaria, ha asegurado, que ha logrado que la Universidad de Cádiz, con más de 22.500 estudiantes matriculados en total, se consolidara de nuevo como la cuarta universidad andaluza en solicitudes y matrículas.

A continuación, un total de 33 estudiantes, de los 148 que obtuvieron los premios extraordinarios de Doctorado, Máster y Grado en 2020, han recibido su diploma acreditativo de manos del rector y el consejero de la Junta de Andalucía.

El Consejo de Gobierno y el Claustro de la Universidad de Cádiz aprobó en 2020, a propuesta del Consejo de Dirección, la concesión de la Medalla de Oro de la UCA a Eduardo González Mazo, anterior rector de la institución universitaria gaditana entre 2011-2019, y la Medalla de Plata a Prudencio Escamilla, presidente del Consejo Social entre 2016 y 2020. De esta manera, y tras estos meses de pandemia, la entrega se ha realizado hoy en este acto solemne.

Prudencio Escamilla y Eduardo González Mazo han agradecido con emoción recibir la máxima distinción que otorga la Universidad, con la que se reconoce la importante labor que han desempañado en la historia de la UCA. Escamilla ha comentado que es “un gran honor recibir esta notable distinción.  Me siento orgulloso de ser egresado de una universidad que me formó y me dio los conocimientos, competencias y valores para abrirme camino”, ha subrayado que “la labor en el Consejo Social fue intensa e ilusionante”, poniendo en valor su figura en el espacio universitario porque “el conocimiento es la esencia del progreso y la integración plena de universidad y sociedad es esencial”. Y, González Mazo ha destacado el crecimiento de la UCA en estos años y la aparición  en  prestigiosos rankings internacionales, además del sello +500 para todos los servicios UCA junto al diálogo activo con el tejido social, económico y cultural. Todo fruto del empeño y compromiso del equipo humano, “es el momento de reconocer el trabajo de todas y todos los miembros de la comunidad universitaria. Sin olvidar, el fortalecimiento de nuestros cuatro campus universitarios y la puesta en servicio de nuevas infraestructuras”. Asimismo, ha dedicado un homenaje en sus palabras a la conmemoración del X aniversario de la obtención  del CEIMAR, “el mar que nos une”, que obtuvo la calificación de global y el trabajo para conseguir la alianza europea SEA EU, así como “ la lealtad y el amor por la Universidad” a todos los miembros de los equipos de Dirección.

Francisco Piniella ha felicitado al profesor González Mazo, “brillante rector de nuestra Universidad, que tanto aportó a nuestra institución con su trabajo a lo largo de todos estos años. El agradecimiento a su trabajo lo hago extensivo a los miembros de sus respectivos equipos de Dirección” y también lo ha compartido con Prudencio Escamilla, “con el que he tenido el placer de trabajar conjuntamente en su último año de gestión”. Asimismo, ha extendido su enhorabuena a todo el alumnado que esta mañana ha recibido los premios extraordinarios: “su excelencia es la excelencia de nuestra Universidad”.

Además, el rector de la UCA ha tenido unas palabras de agradecimiento para la profesora Garrido por poner en valor la importancia y trascendencia del Campus de Excelencia Internacional Global del Mar que en este mes hace su décimo cumpleaños, así como ha citado el gran trabajo que han realizado en este sentido los demás coordinadores CEIMAR: José Antonio Muñoz Cueto, Fidel Echevarría, Juan José Vergara y, en la actualidad, Juan José Muñoz.

“Una labor callada y una pasión que nos enorgullece”

En el comienzo de este tercer curso, desde que saltara la crisis sanitaria mundial de la Covid-19, Francisco Piniella ha reconocido el compromiso y el esfuerzo conjunto de todos: “una labor callada muy importante de nuestra comunidad universitaria. Una pasión que nos enorgullece”. Pese a las dificultades, la Universidad continua su camino y “empezamos un nuevo curso con la misma ilusión de siempre, y con todas las cautelas. Con responsabilidad, porque no podemos bajar la guardia ni relajarnos y porque tenemos que mantener nuestras defensas en todo lo alto para no retroceder el terreno que hemos avanzado en esta batalla contra el virus”. Y, desde este foro ha agradecido al presidente de la Junta de Andalucía su decisión de normalizar las actividades académicas universitarias al cien por cien de los aforos, que permitirá la presencialidad máxima en las aulas.

Desde el presente, ha realizado un repaso del contexto socio-económico y político que impulsa las universidades, la rendición de cuentas ligada a unos indicadores internacionales que no se pueden compartir en igualdad de cifras en recursos materiales y humanos y, especialmente, en presupuesto. Como dato concreto, ha recordado el porcentaje que se dedica en España a la Ciencia (un 1,25% PIB), en Andalucía (0,93%) o el País Vasco (1,97%).

Por último, de cara al futuro el rector ha finalizado con un mensaje de esperanza, indicando que el Consejo de Gobierno de la UCA ha puesto en marcha recientemente el primer Plan de Carrera Investigadora de Excelencia “con el que pretendemos la captación y estabilización del talento joven investigador. Y seguimos revisando nuestros títulos, nuestros servicios y procedimiento para mejorarlos. A pesar de los impedimentos que encontramos, defendemos y creemos en el papel imprescindible que somos para nuestro entorno y nuestra sociedad”.

Rogelio Velasco ha celebrado que la vuelta a las aulas se haya podido realizar recuperando la presencialidad total, gracias a la inmunidad de docentes, investigadores, estudiantes y Personal de Administración y Servicio. No obstante, ha hecho un llamamiento a la responsabilidad y prudencia de todos para seguir cumpliendo las medidas de protección. En su intervención, ha destacado las implicaciones positivas asociadas a la presencialidad, aunque ha reconocido que “la enseñanza online se ha consolidado para seguir siendo parte indispensable de una formación que evoluciona para adaptarse a su tiempo”.

En materia presupuestaria, el responsable de la política de universidades de la Junta ha remarcado que, por primera vez, el presupuesto anual de las diez universidades públicas andaluzas supera la barrera de los 2.000 millones. En su intervención ha detallado los diferentes avances que la Universidad de Cádiz ha tenido en estos años y en concreto, ha personificado en el Campus Bahía de Algeciras, anfitrión de este acto solemne, se ha referido al Centro de Innovación Llano Amarillo, impulsado con 4,5 millones del Gobierno andaluz en el marco de la ITI de Cádiz: “esta infraestructura, fruto de la colaboración de distintas instituciones, posibilitará que el conocimiento científico generado en universidades y organismos de investigación andaluces llegue aún más al sector empresarial”.

Una década de esfuerzos y logros mirando al mar

La profesora del departamento de Tecnologías del Medio Ambiente de la UCA y responsable del Instituto de Investigación Marina (INMAR), Carmen Garrido Pérez, ha pronunciado la Lección Inaugural titulada: 10 años del Campus de Excelencia Internacional del Mar, CEIMAR. Una visión personal de su pasado, presente y futuro. Una ilustrativa y detallada ponencia, en reconocimiento a las personas e instituciones que integran el Campus en su aniversario, donde ha reseñado los hitos más relevantes en sus comienzos: “el programa y su financiación recibió una gran acogida. Todas las universidades querían estar en el mapa de CEIs, liderar su propuesta de Campus. La UCA tenía la oportunidad de liderar un Campus ligado a su carácter singular, un Campus que nos definiera y nos diferenciara, un campus liderado por la universidad de una provincia, la de Cádiz, y en una comunidad autónoma, Andalucía, donde es imposible concebir su historia, su presente y su proyección de futuro sin el protagonismo relevante del mar. Sin duda, teníamos que liderar un Campus del Mar, CEIMAR”. Su designación de carácter regional en 2011, los apoyos institucionales, conseguir un mayor compromiso de participación del tejido empresarial, ampliación de indicadores, la creación de una escuela doctoral internacional de estudios del mar EIDEMAR, las alianzas estratégicas CEIMARNET o el creminiento Azul (RIS3Andalucía). También, los logros más significativos en su consolidación como el foro Innovazul, el buque oceanográfico UCADIZ, el Labimar, la figura de los institutos universitarios de investigación (INMAR) o la calificación de Campus de Excelencia de Ámbito Internacional en 2016: “CEIMAR nos enseñó una forma de trabajar que nos ha permitido conseguir nuevas metas, nuevos proyectos estratégicos para la UCA. Es nuestra tarjeta de presentación internacional”, con su apoyo “la UCA pudo presentar exitosamente el proyecto Universidad de los Mares SEA-EU”.

Y,  los potenciales retos para su avance: “la ONU ha declarado esta década 21-30 como la Década de los Océanos en el marco de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), siendo la Vida Submarina, el mantenimiento de la calidad y biodiversidad de los océanos, y la Acción por el Clima dos de sus 17 objetivos prioritarios”. Colaborar al estudio de nuestros mares y su relación con el clima, ha concluido, “en esta década tan decisiva, nuestra pertenencia a CEIMARNET y, sobre todo a la red internacional EUROMARINE, será fundamental, ya que esta red ha recibido el encargo de poner en práctica el programa de la ONU en Europa”.

Junta de Andalucía

El consejero de Transformación Económica, Industria, Conocimiento y Universidades, Rogelio Velasco, ha subrayado que la Universidad de Cádiz cuenta con 22,1 millones de euros procedente del Plan de Inversiones autorizado por su departamento para la ejecución hasta 2023 de actuaciones de infraestructuras y actuaciones TIC. Durante la apertura del curso académico 2021/2022, ha resaltado además que esta institución académica ha captado, en esta legislatura, 14 millones de euros en incentivos a la I+D+i convocados por el Gobierno andaluz.

En su discurso inaugural, Velasco ha destacado el esfuerzo de la UCA por modernizar y mejorar construcciones e infraestructuras en sus cuatro campus con cargo a estos recursos, señalando, entre otras reformas, las mejoras en el edificio del Hospital Real, el Centro Cultural Reina Sofía, y las facultades de Ciencias del Trabajo y Medicina del Campus de Cádiz. También ha acometido obras de urbanización, construcción y equipamiento de aularios y el acondicionamiento de la biblioteca en el Campus de Jerez; así como la ampliación de las instalaciones deportivas de la Facultad de Ciencias de la Educación de Puerto Real.

Por otro lado, el titular de Transformación Económica también ha puesto de manifiesto que la UCA está desarrollando importantes líneas de investigación sustentadas en los 14 millones procedentes de diversas convocatorias de la Junta. Estos programas cubren todas las etapas de la carrera investigadora, favorecen la transferencia de conocimiento, impulsan proyectos de I+D y apoyan la mejora de infraestructuras y equipamientos de investigación.

Esa cuantía se verá incrementada, según ha aclarado, con las nuevas ayudas que tiene previsto lanzar Transformación Económica antes de que finalice el año. Así, en los próximos meses se pondrán a disposición de las universidades otros 38 millones para proyectos de I+D+i; y otros 15,7 millones para una nueva edición del Programa Emergia, que posibilitará captar 60 investigadores de primer nivel en Andalucía.

En este contexto, Rogelio Velasco ha incidido en la relevancia dada por su departamento a la investigación y la innovación. Desde 2019 se han destinado cerca de 310 millones de euros a fomentar la investigación, a mejorar la dotación de recursos humanos e infraestructuras y al fortalecimiento institucional del sistema andaluz del conocimiento.

Precisamente, en este ámbito de la I+D+i y la transferencia del conocimiento, ha querido reconocer el desempeño del Campus de Excelencia Internacional del Mar (CEI-Mar), que se ha consolidado como “un referente internacional en docencia e investigación marina”, ha aseverado. También se ha referido al Centro de Innovación Llano Amarillo, impulsado con 4,5 millones del Gobierno andaluz en el marco de la ITI de Cádiz. “Esta infraestructura, fruto de la colaboración de distintas instituciones, posibilitará que el conocimiento científico generado en universidades y organismos de investigación andaluces llegue aún más al sector empresarial”, ha apuntado.

Más del 75% del presupuesto de la UCA

El consejero de Transformación Económica ha puesto de relieve el esfuerzo presupuestario de la Junta con las cuentas de la Universidad de Cádiz, a las que ha aportado más del 75% de los fondos de este ejercicio. Al respecto, ha explicado que esta institución académica ha aumentado en 2021 su presupuesto casi un 11% respecto a 2018, en gran parte a esa aportación autonómica.

En materia presupuestaria, el responsable de la política de universidades de la Junta ha remarcado que, por primera vez, el presupuesto anual de las diez universidades públicas andaluzas supera la barrera de los 2.000 millones.

De igual modo, Velasco ha hecho alusión a una de las decisiones estratégicas de mayor calado de este Gobierno como es la aprobación del nuevo modelo de financiación, del que se está ultimando la guía de variables y fórmulas de cálculo que se tomarán como referencia para la asignación de los recursos. A su juicio, “garantizará al sistema público universitario mayor estabilidad y suficiencia económica para el desarrollo eficiente de su función académica, científica y social”.

El consejero de Transformación Económica ha apostillado que se trata “del mejor modelo que un sistema universitario tan heterogéneo como el de Andalucía necesita”, para añadir que “fomentará aún más la formación de calidad, la investigación y la transferencia de conocimiento”.

Presencialidad total en las aulas

Por otro lado, Rogelio Velasco ha celebrado que la vuelta a las aulas se haya podido realizar recuperando la presencialidad total, gracias a la inmunidad de docentes, investigadores, estudiantes y Personal de Administración y Servicio. No obstante, ha hecho un llamamiento a la responsabilidad y prudencia de todos para seguir cumpliendo las medidas de protección.

En su intervención, ha destacado las implicaciones positivas asociadas a la presencialidad, aunque ha reconocido que “la enseñanza online se ha consolidado para seguir siendo parte indispensable de una formación que evoluciona para adaptarse a su tiempo”.

Por otro lado, Velasco también ha criticado la reforma que plantea el anteproyecto de Ley Orgánica de Sistema Universitario (LOSU), apuntando que “desde Andalucía se ven con desconfianza algunas de las actuaciones que plantea”. Según ha señalado, “preocupa que este proyecto normativo suponga un aumento de costes para las comunidades”. Ha señalado que “en Andalucía no podemos estar de acuerdo con un modelo de universidad que no prioriza los principios de mérito y capacidad. A su juicio, la creación de una vía laboral de titulares y catedráticos paralela a la funcionarial y la eliminación de la necesidad de acreditación para los ayudantes doctores supondrán una merma de la calidad y abrirá la puerta la discrecionalidad.

Comparte este artículo

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dos × 1 =

Noticias con rigor
VOLCÁN EN LA PALMA
publicidad