La Fiscal antidroga, por los mecanismos para que las sentencias no tarden diez años

Ana Villagómez dice que la seguridad reacciona pero necesita más medios

Ana Villagómez / Foto: AAM

La fiscal especial antidroga de Andalucía, Ana Villagómez, ha afirmado que las penas contra el tráfico de droga «son contundentes», aunque «el problema está en cuándo llegan esas penas». «Tenemos que tener mecanismos para que la justicia sea ágil y esas penas no tarden en llegar diez años», ha manifestado.

En una entrevista en Canal Sur Radio, Villagómez ha explicado que, «cuando un procedimiento tarda diez años en acabarse, se está con dilaciones indebidas, el justiciable tiene derecho a un procedimiento rápido y esas penas se quedan en la mitad». Así, se ha preguntado «de qué sirve entonces poner 20 años si al final no se puede poner».

La fiscal antidroga de Andalucía no pide un endurecimiento de las penas, pero sí «más medios a la justicia». En este sentido, ha explicado que cuando hay una organización dedicada al tráfico de hachís las penas pueden ser hasta diez años para los que participan en esa organización y hasta 15 años para los jefes, «pero necesitamos medios para demostrar la existencia de esa organización».

Con respecto a los últimos hechos en los que han resultado heridos agentes de la Policía Nacional y de la Guardia Civil al ser embestidos por narcotraficantes con sus coches, Villagómez ha manifestado que «ha sido muy grave», pero ha recordado que «la violencia es consustancial a este tipo de actividades delictivas, siempre ha existido, no solo entre ellos sino también contra las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado». «Un delincuente lo que quiere es huir, y esas huidas siempre son violentas, por eso digo que siempre existe esa violencia», ha añadido.

En este sentido, ha recordado que no hay que olvidar que el Plan Especial existente actualmente «surgió de esa violencia, que recibían a tiros a la Guardia Civil o Policía cuando iban a interceptar la droga». «Seguimos con esa violencia. Esa violencia es el día a día. Esto ha sido muy grave, pero todos los días se juegan la vida para intentar detener a los delincuentes», ha incidido.

La fiscal antidroga ha señalado que «ha ido aumentando la violencia a partir de que surgieron organizaciones que intentaban robar la droga a otras, ha sido el detonante de toda esta violencia». «Actúan haciendo pasar por Policía o Guardia Civil, entonces las personas que guardan la droga ya no se creen que son agentes de verdad», ha indicado Villagómez, que ha indicado que «hay que tener en cuenta el valor de la droga, ya que un alijo vale muchos millones de euros y quien está en la guarda luego tiene que dar explicaciones, hay ajuste de cuentas y todo esto genera mucha violencia».

«No se puede legislar en caliente», ha manifestado la fiscal, que ha insistido en que lo ocurrido «es un hecho grave, pero hay que saber si es una consigna de los jefes, porque los que llevan los coches son peones. No sabemos si es una consigna de las organizaciones o ha sido que esta gente han sido kamikaces que han decidido empotrarse contra el coche policial para huir».

En cuanto a los medios policiales, Villagómez ha manifestado que «el Estado ha reaccionado, pero siempre son necesarios más medios porque los delincuentes van siempre por delante de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y la justicia, usan medios muy sofisticados y el Estado tiene que ir avanzando para que esas investigaciones vayan avanzando».

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on print
Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on print

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

5 × 2 =

Ir arriba