La Junta pide con urgencia mayor control sanitario en la Verja

Salud responde a CSIF que todos los profesores se están vacunando en la provincia
Ciudadanos caminan en Gibraltar / Foto: AAM

La Junta de Andalucía ha solicitado al Gobierno un mayor control sanitario en la frontera con Gibraltar ante la llegada de viajeros al aeropuerto gibraltareño que puedan cruzar a territorio español.

Así lo ha puesto de manifiesto el consejero de Salud y Familias, Jesús Aguirre, en el transcurso del pleno del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud, donde también ha reclamado mayor información sobre la intención del Gobierno central un vez que concluya el estado de alarma vigente hasta el próximo 9 de mayo.

Aguirre ha mostrado su desacuerdo con la normativa publicada ayer en el Boletín Oficial del Estado y que no exige el uso de la mascarilla en aquellas personas que realicen deporte individual al aire libre en zonas de tránsito de otras personas.

Ha insistido en conocer los permisos previos que obtuvo el concierto de Barcelona celebrado hace días, ya que, ha señalado en un comunicado, consideramos que debemos ser lo más precavidos posibles ante eventos de gran afluencia de público.

Por último, el titular de Salud y Familias ha mostrado su acuerdo con la última versión de la Estrategia Nacional de Vacunación aprobada en la Comisión Nacional de Salud Pública.

Respuesta a CSIF, que vuelve a la carga

La Junta de Andalucía ha respondido mediante un comunicado a la denuncia del sindicato CSIF Educación en Cádiz referente a la no vacunación de casi 200 profesores adscritos a la Delegación Territorial de Educación para «desmentir tal extremo», pues «este personal está siendo ya vacunado, toda vez que se han ido aportando los listados de profesionales, junto al resto del personal educativo».

Según la nota emitida por la consejería de Salud y Familias del Gobierno andaluz, en la provincia de Cádiz «se está siguiendo rigurosamente el calendario de la Estrategia de Vacunación de Andalucía, que marca los colectivos a inmunizar en cada momento».

En ese sentido, y en lo que respecta al personal de Educación, Salud explica que se cuenta además con una Comisión COVID con representantes de ambas delegaciones al objeto de analizar la situación sanitaria de los centros educativos. En el seno de dicha comisión se ha ido analizando también el proceso de vacunación, siempre siguiendo las directrices de la Estrategia regional.

Desde la Delegación Territorial de Educación y Deporte como desde Salud y Familias se lamenta las afirmaciones vertidas por CSIF, ya que los profesionales a los que hace referencia están incluidos en el proceso. Un proceso, el relativo al personal de grupos esenciales, que aún continúa desarrollándose, ya que está sujeto al número de dosis que el Gobierno pone a disposición de la comunidad autónoma andaluza.

Además, «no hay que olvidar además que la vacunación de estos colectivos con la vacuna de AstraZeneca fue paralizada por el Gobierno central como medida cautelar y esto ha retrasado algo más este proceso».

El sector de Sanidad de CSIF Cádiz reclama a los responsables del Servicio Andaluz de Salud (SAS) que dé “un impulso decidido a la contratación de más personal, en todas las categorías profesionales, ante un posible aumento de las hospitalizaciones por Covid-19 en las próximas semanas. Tal y como ha explicado el responsable del sector, Alberto Puyana, “ante la ligera tendencia ascendente en número de contagios en la provincia, no es momento de bajar la guardia, tal y como ya advertimos ante la llegada de la segunda y tercera ola”. “Los centros sanitarios han de estar reforzados para que, en caso de llegue la cuarta ola, no nos vuelva a pillar con déficit de personal”, añade Puyana.

Pero, además, CSIF considera que “los refuerzos deben ser estructurales y permanentes, pues en estos últimos meses se ha abusado de los contratos temporales (a veces, de pocos días) y precarios, que complican todavía más la cobertura de plazas, ya que muchos profesionales prefieren trabajar en otras comunidades o, incluso, otros países, donde las condiciones laborales son mucho mejores”.

“Hay que recordar que las plantillas del SAS ya estaban mermadas antes de que se iniciara esta pandemia, por lo que no se puede esperar más tiempo para devolver al sistema público de salud los recursos que le fueron arrebatados con los recortes de la pasada década”, explica el responsable sindical.

Los profesionales de la sanidad pública han sufrido durante los últimos doce meses carestías de materiales de protección, numerosas bajas por contagio de Covid-19, protocolos cambiantes, que se suma a la presión de encontrarse ante un panorama totalmente desconocido y peligroso que ha afectado a todos los ámbitos de nuestra sociedad. Ahora, que ya se han solventado algunos de estos problemas, el personal, hastiado física y emocionalmente, sigue sufriendo la incertidumbre y la angustia de verse otra vez sobrepasado por ingresos hospitalarios en masa, como ya ocurrió a finales de enero.

Según datos de la propia Administración sanitaria, el gasto sanitario por habitante en Andalucía fue de 83 euros menos que la media de las comunidades autónomas en 2020. Sin embargo, el aumento presupuestario respecto al año pasado, para CSIF sigue siendo insuficiente. Como ejemplo de esta situación, el último informe del Consejo General de Enfermería advierte que Andalucía tiene 5 enfermeros por cada 100.000 habitantes, dejando nuestra comunidad a la cola de España, cuando la media de la Unión Europea es de 8,5.

Es por ello que CSIF insiste en la necesidad de llevar a cabo estos refuerzos cuanto antes. “La Administración sanitaria no puede escatimar más en recursos humanos, pues la sociedad, la economía e incluso la salud mental de la población depende de ello”, finaliza Puyana.

Comparte este artículo

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

veinte − catorce =

Noticias con rigor
LA PASIÓN ALGECIRAS
publicidad