La Mesa de Sequía acuerda mantener las reducciones de presión en verano

Autorizan el uso de piscinas privadas con sistema de recirculación
Un momento de la comparecencia. / FOTO: AAM

Atendiendo a lo acordado en su última reunión, celebrada el pasado 16 de abril de 2024, la Mesa de la Sequía del Campo de Gibraltar ha mantenido un nuevo encuentro, adelantándose a los primeros días de junio, con el objetivo de valorar nuevamente el escenario hídrico al que se enfrenta la comarca con anterioridad a la llegada del verano.

En este sentido, la Mesa de Sequía comarcal ha tomado conocimiento del acuerdo alcanzado por la Comisión para la gestión de la sequía de las Cuencas Mediterráneas Andaluzas, en la reunión celebrada el pasado 15 de mayo. Dicho acuerdo propuso la salida del Campo de Gibraltar del escenario de escasez grave (situación de emergencia) y su paso al nuevo contexto de escasez severa (situación de alerta), hecho que determina que, en el caso de los usos urbanos, la dotación se vea incrementada desde los 200 litros /habitantes/día hasta un máximo de 225 litros por habitante y día, considerando la totalidad de los recursos.

En el caso de los usos agrarios, la propuesta contempló el mantenimiento del volumen de riego para el año hidrológico 2023-2024, establecido en un máximo de 4 hectómetros cúbicos. Por su parte, los usos industriales tendrán un 10% de reducción sobre el volumen base calculado atendiendo al contenido del artículo 5.1 del Decreto-Ley 2/2024, de 29 de enero.

La Mesa de Sequía también abordó los acuerdos adoptados para el riego de zonas verdes y el uso de piscinas en el período estival.

En este sentido, respecto al riego de zonas verdes, queda limitado, con carácter excepcional y durante el período comprendido desde el 1 de junio al 30 de septiembre, a 200 metro cúbicos por hectárea y mes para el riego de supervivencia cuando existan especies de especial interés botánico, con un máximo de un riego semanal y, en todo caso, sin superar la limitación de dotación.

En el caso de las piscinas, al ya autorizado uso de las estas instalaciones  de carácter público se une, una vez publicado el citado acuerdo de la Comisión gestora, la nueva autorización de uso de las piscinas privadas, bajo las premisas de cumplir con la dotación autorizada y disponer de un sistema de recirculación de agua, limitándose con ello el uso de cantidades superiores a las meramente indispensables para la reposición de pérdidas por evaporación, limpieza de filtros y garantía de calidad sanitaria del agua empleada.

Con carácter excepcional, los acuerdos adoptados también contemplan la limpieza viaria con hidrolimpiadora y el uso de fuentes con pulsador.

Así, bajo el conocimiento de la actual situación de las reservas de agua en los embalses del Campo de Gibraltar y solicitando una actitud responsable en el uso del agua  a la totalidad de la ciudadanía,  los miembros de la Mesa de Sequía comarcal definieron y acordaron como objetivos esenciales el estricto cumplimiento de las dotaciones autorizadas y reducciones establecidas, para alcanzar el final del año  hidrológico con una reserva superior a los 50 hectómetros cúbicos y, por tanto, con un volumen de agua embalsada que represente valores un 20% por encima del nivel de emergencia. Para ello, la Mesa de Sequía acordó mantener las reducciones de presión en la franja horaria actualmente aplicada en la comarca y actuar específicamente en el área de Sotogrande hasta alcanzar la dotación correspondiente a la ciudad de San Roque.  Finalmente, los participantes del encuentro acordaron mantener una nueva reunión a principios de julio.

La Mesa de Sequía estuvo presidida por la máxima responsable de la Mancomunidad de Municipios y Consejera delegada de ARCGISA, Susana Pérez Custodio,  junto al delegado de Servicios Mancomunados, Manuel Abellán y el director general de la empresa pública, José Manuel Alcántara.

Comparte este artículo

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en telegram
Noticias con rigor
UNIVERSIDADES PÚBLICAS
publicidad